Lecturas con neuronas

¡Vale, buenas noches!

Son las 20:30 de la noche y acabas de acostar a tu niño. Le diste un besito de buenas noches, lo abrazaste y le deseaste dulces sueños.

Sin embargo, en lugar de terminar las tareas del día y luego poder disfrutar de unos momentos de descanso, entras y sales sin parar de la habitación de tu hijito, tratando de convencerlo de que se duerma. Hasta que por fin cae en un sueño profundo… tres horas después.

¿Te suena familiar? No te puedes imaginar cuántos padres como tú pasan por la misma situación noche tras noche.

A veces está claro que tu niño está muerto de sueño (se restriega los ojos, bosteza sin parar y llora o se enoja ante la menor frustración). Otras veces, está completamente despierto, incluso lleno de energía (y aunque no lo parezca, estas pueden ser también señales de su extremo cansancio).

¿Qué puedes hacer?

Hay muchas alternativas que los expertos nos recomiendan, como enseñar a nuestro pequeño a dormir solito, no permitirle perder el tiempo etc. Pero desde mi punto de vista la hora de acostarse suele ser un buen momento para llevar a cabo ese ratito de lectura compartida. 

Hay muchos cuentos que os podría recomendar para acompañar el momento de irse a domir, pero si tuviese que decidir sin duda me quedaría con :

20171128_210842

Llega la noche y Oso está agotado. Lo único que desea es dormir. Pero su vecino, Pato, no quiere lo mismo. Él está más despierto que nunca, y tiene muchas propuestas para realizar actividades diversas… con Oso.

Un libro que encantará leer a los pequeños en el momento de ir a dormir…y también a sus padres somnolientos.

Benji Davies, autor de La Ballena, La Isla del abuelo y La bellena en invierno y Jory John, se unen para crear este divertido álbum ilustrado que hará que la hora de dormir sea un momento muy especial.

Esperemos que estos cuentos se conviertan en “su cuento”,el cuento que todos consideramos como nuestro y al que volvemos una y otra vez.

¡Feliz día!